Hacedores de Comunicación

En otra vida anterior el director de la factoría dijo quejumbroso enel Comité de Direccción que presidía: “qué difícil es la comunicación”. Sonreí. Me miró y se dio cuenta de que yo sabía lo que pensaba. Muchas veces le había animado a acercarse a las personas. Ahora bebía la hiel de ver que sus instrucciones no producían el efecto esperado. Él también sonrió.

En la muerte  de Toni Morrison (11 novelas, Premios Pulitzer y Nobel) tomo tres citas suyas en homenaje y como muleta. Porque comunicar es, efectivamente algo de una gran sencilla dificultad.

Piazza di Spagna, Roma

La belleza no era simplemente algo que contemplar, era algo que una podía hacer. «Ojos azules» (1970).

El ayuntamiento de Roma, en aplicación de la norma anti-vivac ha prohibido sentarse en los escalones de la Plaza de España. Leo en Il Corriere de la Sera que la multa por sentarse en uno de los 136 escalones de la esplendida obra de Francesco De Sanctis que van de la colina de Trinitá di Monte hasta los pies de la Inmaculada en Piazza di Spagna puede costarle al turista entre 150 y  400 euros. Protestan los turistas. Se quejan los comerciantes de una medida que alguno tacha de exagerada. Y una paloma gris y blanca no entiende nada.

Hacer belleza es tan duro como hacer comunicación. Y la escalinata te roba el corazón. Tú, como la paloma, no entiendes nada.

Es amiga mía. Me une a mí mismo. Junta las partes que son y me las devuelve en el orden que corresponde. Es bueno, sabes, tener una mujer que sea amiga de tu menteBeloved” (1987).

Photo by Ryoji Iwata on Unsplash

A veces le doy a leer cosas que he escrito. Sobre Roma o sobre personas que sí tienen algo que decir. Me veo entonces como en la cita anterior, como un ser-puzzle al que palabra de la amiga no ataca mi mente, no la desprecia sino que con delicada paciencia, empezando por las piezas de las esquinas y luego poniendo las de los bordes coloca todas y finalmente la pieza que es el corazón. El corazón siempre es una canción. No siempre la misma, que sería muy fácil, sino una de aquellas de cuando pensaba en ella desde la escalinata de Piazza Spagna, o de las que al regreso a mi ciudad nos olía a Martini, tabaco rubio y moqueta de un bar recién abierto.

Encuentra tu don y desarróllalo. «Volver» (2012)

Esa es la primera dificultad de toda comunicación. En Roma, en Bilbao o en el interior del artista. Toda comunicación es un regalo que uno tiene en el interior. Da igual que sea un titular, un artículo o la vocación personal a un camino de perfección en la tierra. Es cuestión de grado, pero esencialmente es el mismo trabajo para la mente: encontrar el don que custodia las propias afirmaciones. La pregunta de toda comunicación no es tanto el  “qué” sino el “para qué”. Toni Morrison había declarado que escribió su primera novela “porque quería leerla”.

Es esa una afirmación finalista que llenaría luego una larga vida.

Photo by Ronald Cuyan on Unsplash

Idea fuente: “Lo escribiré yo y luego lo leeré”.

Música que escucho: «La prima cosa bella, Nicola di Bari (1970). Otras versiones hay de Malika Ayane; Dalida & Massimo Ranieri; en español el Grupo Korajje.

José Ángel Domínguez Calatayud

Etiquetas: , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.